Óscars 2019: Conocé todos los nominados asiáticos de la 91º edición


El próximo 24 de febrero se llevará a cabo la 91º ceremonia de entrega de los Premios Óscar, presentados por la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas (AMPAS) a los mejores filmes de 2018 en el Dolby Theatre de Los Ángeles.

El 22 de enero se dieron a conocer los nominados de estos Premios de la Academia que comenzaron a entregarse por primera vez en 1929 y que reconocen a los mejores largometrajes, directores, actores, entre otros, de todo el mundo del cine.

Entre todas las categorías, se destacan algunas con tinte asiático y en esta nota te vamos a contar cuáles son. Una de ellas está nominada como Mejor Película de Animación, y es, quizás, la que comanda la lista de nominaciones de este continente. Además, con ella vuelve a haber una cinta animada asiática tras tres años (La Tortuga Roja en 2016 fue la última).

Mirai no Mirai

El anime vuelve a contar con una nominación en los Óscar después varios años con Mirai no Mirai (未来のミライ – Mirai del Futuro). Esta película de animación japonesa fue dirigida por el reconocido Mamoru Hosoda, quien ya había realizado obras icónicas como Bakemono no Ko (バケモノの子 – El Niño y la Bestia), Ōkami Kodomo no Ame to Yuki (おおかみこどもの雨と雪 – Los Niños Lobos) y Toki wo Kakeru Shōjo (時をかける少女 – La chica que saltaba a través del tiempo).

Los otros pretendientes al Óscar son Los Increíbles 2 de Disney Pixar, Wifi Ralph de Disney Animation Studios, Spider-Man: Un nuevo universo de Sony Pictures Animation en asociación con Marvel Entertainment e Isla de Perros producida por American Empirical Pictures, Indian Paintbrush y Studio Babelsberg junto a Twentieth Century Fox Animation.

¿De qué trata?

Kun es un pequeño niño mimado y consentido de cuatro años al que sus padres dejan de prestar atención cuando nace su hermana Mirai. De pronto empieza a sufrir situaciones en casa que nunca había vivido. Pero entonces, la versión adolescente de su hermana viaja en el tiempo desde el futuro para vivir junto a él una aventura extraordinaria más allá de lo imaginable.

Studio Chizu nuevamente trabajó en la producción así como algunos de sus colaborados habituales como Hiroyuki Aoyama y Ayako Hata a cargo de la animación. Por su parte, Tōhō fue la distribuidora, Takashi Omori y Yohei Takamatsu estuvieron a cargo de la dirección artística y Yuichiro Saito de la producción. Además, la banda sonora volvió a caer en Masakatsu Takagi.

Manbiki Kazoku

Japón no solo dirá presente con Mirai no Mirai, sino que también contará con una nominación a Mejor Película Extranjera o Mejor Película de Habla no Inglesa. En esta ocasión será Manbiki Kazoku  (万引き家族 – The Shoplifters), mejor conocida como Un Asunto de Familia de Hirokazu Koreeda.

Esta producción nipona será la segunda que aparece en esta categoría después de diez años. La última había sido Okuribito (おくりびと – El que despide), más conocida como Final de partida o Violines en el cielo, que resultó ser la ganadora a pesar no de estar como candidata lo que sorprendió a críticos, prensa y hasta al propio equipo de trabajo.

Esta vez, Manbiki Kazoku tendrá que competir contra Cafarnaúm del Líbano dirigida por Nadine Labaki, Cold War de Polonia dirigida por Paweł Pawlikowski, Never Look Away de Alemania dirigida por Florian Henckel von Donnersmarck y la gran candidata Roma de México dirigada por el reconocido Alfonso Cuarón.

¿De qué trata?

Cuando una familia empobrecida que usa pequeños robos para complementar el pobre salario de los padres toma a una niña aparentemente abandonada y maltratada, su devoción por los demás se vuelve aún más fuerte. Sin embargo, en contra de la ley, la familia se desgarra a medida que se revelan sus secretos.

La película se centra en la historia de Osamu, quien se encuentra con una niña en mitad de un frío glacial y decide llevarla con el a su hogar. En un principio, su esposa se muestra reticente a hacerse cargo de ella, pero queda conmovida al enterarse de las dificultades que atraviesa la niña y acepta acogerla en su casa. Tras la adopción, la familia sigue llevando una existencia aparentemente feliz, a pesar de que sobreviven a duras penas con los magros ingresos que obtienen de sus hurtos.

La película está protagonizada por actores de la talla de Lily Franky (De tal padre, tal hijo), Kairi Jyo (Desaparecido), Miyu Sasaki (Samurai Gourmet), Sakura Ando (Hyakuen no koi), Mayu Matsuoka (Chihayafuru) y Kirin Kiki (Una pastelería de Tokio, De tal padre, tal hijo).

 

Inu ga Shima

No es precisamente una película dirigida por un asiático o una película producida por algún país de esta región del planeta, sin embargo, la temática tiene relación con Japón y su cultura. Inu ga Shima (犬ヶ島 – Isla de Perros) es un largometraje de animación realizado mediante la técnica de stop motion. Esta cinta es una coproducción entre Alemania y Estados Unidos dirigida por el afamado director Wes Anderson (El Gran Hotel Budapest).

¿De qué trata?

Veinte años en el futuro, la ciudad japonesa de Megasaki se enfrenta a una pandemia de gripe canina, lo que llevó al alcalde Kobayashi a decretar que todos los caninos deben ser exiliados a la isla Trash. Atari, el sobrino de 12 años del alcalde, se niega a aceptar el destierro de su querida mascota y se embarca en una peligrosa búsqueda para recuperarlo.

Esta película, también nominada a Mejor Película de Animación, es producida por American Empirical Pictures, Indian Paintbrush y Studio Babelsberg junto a Twentieth Century Fox Animation. Además, cabe resaltar que la banda sonora, a cargo del francés Alexandre Desplat, quien ya había trabajado en otras oportunidades con Anderson, cuenta con una mezcla de instrumentos tradicionales japoneses, como el koto, el taiko y la shakuhachi, mas instrumentos de una orquesta filarmónica.

Por otro lado, algunas canciones pertenecen a películas del cine clásico japonés del director Akira Kurosawa. La banda sonora se compone de veintidós pistas en total de las cuales quince fueron compuestas por Desplat.

Bao – One Small Step

Bao, por un lado, y One Small Step, por otro, son dos cortos nominados a Mejor Cortometraje Animado. Pero, ¿qué tienen de asiático? Bueno, el primero, fue dirigido por Domee Shi, una escritora chino-canadiense nacida en el Municipio de Chongqing que trabajó con Disney Pixar (Becky Neiman-Cobb) para la producción animada.

El otro, One Small Step (Un Pequeño Paso), fue creado por el estadounidense Andrew Chesworth y el filipino Bobby Pontillas, quienes forman parte de TAIKO Studios 太崆动漫 , un estudio de animación fundado por Shaofu Zhang en 2017 y que tiene base en Los Ángeles y Wuhan, China.

¿De qué tratan?

Bao (o Baozi, ese bollo de pan relleno cocido al vapor de origen chino) trata sobre una solitaria madre chino-canadiense, que padece el síndrome del nido vacío. De repente, recibe una inesperada segunda oportunidad de ser madre cuando hace una bola de masa cobra vida como un niño.

Sin embargo, a medida que este baozi, surgen los inevitables conflictos entre padres e hijos, y ella debe reconocer que nadie es pequeño para siempre.

Mientras que One Small Step, sigue la historia de Luna Chu, una niña chino-americana que crece decidida a convertirse en astronauta. Aunque a veces se sienta intimidada por los obstáculos que enfrenta, siempre será respaldada por el apoyo inquebrantable de su devoto padre. Luna siempre apuntará a las estrellas.

Fuentes: Wikipedia.com, Oscar.go.com, Ramenparados.com


Like it? Share with your friends!

Xiahpop

Somos XiahPop, el magazine online que más sabe sobre cultura asiática oriental. Con el staff más completo y capacitado. Trabajando desde el año 2008 para difundir la cultura asiática a través de nuestra página web y eventos.