El Daruma es un muñeco hueco, sin brazos ni piernas, y en lugar de ojos tiene dos círculos blancos, que se pintan cuando alcanzamos nuestros objetivos o metas.

La leyenda

Según la leyenda, representa a un monje budista de la India llamado Bodhidharma, fundador del Budismo Zen. Este monje perdió sus piernas y brazos por permanecer nueve años sentado practicando el Zazen (meditación zen)… Aunque es éso, una leyenda.

El diseño redondo del Daruma, hace que no se vuelque cuando se lo empuja, volviendo siempre a la posición inicial.

Por eso en Japón se dice: 七転び八起き (nana korobi ya oki) que significa:

Aunque caigas siete veces podrás levantarte ocho veces

Representando el espíritu de lucha, de no rendirse, y de seguir adelante.

Recomendado: Origami: el arte con papel

¿Cómo pintar un Daruma?

Hay 5 pasos a seguir cuando queremos plasmar nuestro objetivo en un Daruma

Decide una META a la que aspiras o quieres alcanzar.
DIBUJA uno de los ojos del Daruma que significa tu compromiso para alcanzar tu meta
El Daruma te motiva a mantenerte ENFOCADO en tu meta con su ojo siempre vigilante
Una vez que alcanzaste tu meta dibuja el otro ojo del Daruma
¡FELICITACIONES! Debes festejar por ser fuerte y constante para alcanzar lo que te propusiste… ¿Tal vez con un poco de sake?

Festival del fuego

Dondo Yaki (どんど焼き) es la costumbre de quemar los daruma completados o los omikuji del año anterior. Esta celebración generalmente se realiza a mitades de Enero y su fecha depende del templo al que se asista.

Colores y objetivos

Los Daruma generalmente vienen en varios colores dependiendo «el rubro» de tu objetivo:

ROJO: suerte y buena fortuna
VIOLETA: salud y longevidad
AMARILLO: seguridad y protección
DORADO: riqueza y prosperidad
BLANCO: amor y armonía

¿Y ustedes? ¿Qué objetivos se pondrán para este año?

Redacción: Sakura Arg | ©2008-2020 XiahPop | Todos los derechos Reservados | All Rights Reserved